La Cata de Moriles alcanza su mayoría de edad con un programa más abierto

El objetivo principal es seguir dando a conocer el sector agroindustrial de la localidad, sobre todo los productos procedentes de la viticultura e incidir en la promoción de Moriles como destino turístico.

Copa de vino acompañada de una tapa.
Copa de vino acompañada de una tapa.
Redacción. Moriles acogerá del 21 al 23 de octubre la XVIII edición de su Cata de Vino con el propósito de seguir dando a conocer el sector agroindustrial de la localidad, sobre todo los productos procedentes de la viticultura, y de incidir en la promoción de Moriles como destino turístico.

Así lo ha destacado la presidenta del Consorcio Provincial de Desarrollo Económico, Ana Carrillo, durante la presentación de esta feria que está organizada por el Ayuntamiento de Moriles con la colaboración económica del organismo provincial.

La también delegada de Desarrollo Económico ha insistido en que “se trata de una cata que, gracias al trabajo de bodegueros, ayuntamiento e instituciones es uno de los grandes eventos en torno al vino y el mejor escaparate donde mostrar la calidad de los caldos”. “Apoyamos esta cata como elemento dinamizador de promoción de sus productos y como motor de desarrollo económico, cultural, turístico y gastronómico”, ha matizado

Entre los objetivos de esta cita, ha subrayado Carrillo, está “la conservación de las actividades tradicionales, la mejora de la competitividad del sector agroalimentario, la promoción y comercialización de los productos a nivel nacional e internacional, el fomento del desarrollo rural y local y la promoción de Moriles como destino turístico”.

Por su parte, la alcaldesa de Moriles, Francisca Carmona, ha explicado que “la edición de este año es una de las más abiertas, porque quiere trascender del localismo y ser el centro de atención y concentración de la actividad en torno al vino”. En este sentido, ha anunciado que “por primera vez invitamos a bodegas del marco de Montilla-Moriles a compartir con nosotros este evento, en concreto Bodegas Delgado de Puente Genil”.

Carmona ha destacado, además, la presencia de un mayor número de stands. Así, “participan nueve bodegas que expondrán sus vinos, cuatro empresas agroalimentarias que darán a conocer nuevas líneas de productos y dos empresas de alimentación”. La regidora de Moriles ha concluido explicando que el eslogan de la 18ª edición refleja que “el vino es la esencia de nuestra cultura, Moriles no se entendería sin el vino, la cata gira en torno a él y éste es la esencia de la misma”.

El delegado de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural de la Junta de Andalucía en Córdoba, Francisco Zurera, ha resaltado que “hablar de Moriles y del vino es hablar de la excelencia de sus caldos, del esfuerzo del Ayuntamiento para poner en valor la cata y otras actividades que inciden en el apoyo a la agroindustria”. “Esta cata pone en valor las bodegas, los lagares, las cooperativas, que son la esencia de vino”, ha matizado.

Dentro de la XVIII Cata de Vinos de Moriles el día 21 de octubre se realizará el nombramiento de embajador de los vinos del municipio, galardón que en esta edición ha recaído en el presidente de Hostecor, Francisco de la Torre. Además, tendrá lugar el ‘Concurso de vinos de sacristías particulares’ y la actuación del artista local ‘El Troya’

El día 22 se podrá realizar una visita a las instalaciones de Bodegas El Monte, realizando una cata de uva maridada con queso, y se presentará una nueva línea de productos ecológicos de la empresa Patatas Fritas Maribel. Además, habrá una ruta por las tabernas de Moriles. Por último, el día 23 habrá un desayuno-degustación de productos de anís-matalahuga, que incluirá una destilación de anís Machaquito, y se podrá realizar una visita guiada al Centro de la Cultura del Vino.

La localidad de Moriles tiene como actividad económica principal la agricultura y, dentro de este sector, predomina la viticultura. De la totalidad de hectáreas dedicadas al cultivo leñoso, que son 1.585, el 68% se dedica al cultivo tanto de la vid como del olivo. Tradicionalmente, los vecinos de Moriles se han dedicado a la elaboración de vinos y su comercialización.

Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.