Portugal multará con 250 euros por tirar colillas al suelo
El tabaquismo continúa siendo la primera causa de mortalidad evitable en los países desarrollados.

Adentity

Dobuss

Bebrand

Las colillas contaminan y mucho. Las tiramos al suelo, a los ríos o incluso al mar y sus cientos de partículas tóxicas generan un efecto negativo a nuestro medio ambiente. Por eso el Parlamento de Portugal multará a las personas que tiren las colillas al suelo. La multa será de entre 25 y los 250 euros. La ley ya ha sido aprobada por la Comisión de Medio Ambiente del Parlamento portugués, tendrán que votarla en el próximo pleno y se espera que sea aprobada por todos los grupos.

Pero no solo se verán afectados los fumadores, también las empresas obligadas a colocar ceniceros en la calle y no lo hagan. Para estas compañías las multas serán mayores: entre 250 y 1.500 euros.

En el caso de los edificios de oficinas, zonas de embarque, empresas de hostelería y restauración o en las universidades, estarán obligados a colocar ceniceros en el exterior para evitar que las colillas acaben tiradas en el suelo y en el caso de que no lo hagan también serán multadas con 250 euros.

Se calcula que en Portugal se tiran 7.000 colillas cada minuto y se espera que la ley entre en vigor en el mes de agosto. Aunque habrá un año de moratoria para concienciar a los fumadores y a las empresas. La ley recoge el pago de una ecotasa a las empresas productoras de tabaco debido a la responsabilidad que tienen por la fabricación de los cigarros y sus colillas. La cifra de esta tasa no se sabe todavía de cuanto sería.

Compartir