Más de 10.000 personas asisten a los
Adentity

DiagonalCQ

Dobuss

María Morales. La ciencia está más viva que nunca y es capaz captar el interés, motivar y divertir a una cantidad ingente de público. Esta es una de las principales conclusiones que se extraen de la XIII edición del Paseo por la Ciencia, una actividad que ya se ha convertido en un referente cultural y educativo en la ciudad y que, según los datos facilitados por la organización -Asociación Profesorado de Córdoba por la Cultura Científica-, recibió la visita de más de 10.000 personas.

Lo cierto es que la jornada, celebrada de 11.00 a 19.00 horas en el Vial Norte en un día en el que el sol fue otro de los protagonistas, fue un ir y venir constante de personas que no quisieron perderse las explicaciones y experimentos científicos que se realizaron. En total, participaron más de 1.200 personas y 17 centros escolares y se instalaron más de una cincuentena de carpas con diversas conferencias y actividades.

La Universidad de Córdoba, al igual que en las ediciones anteriores, participó en las jornada con 254 investigadores y más de una decena de equipos de investigación. Concretamente, se vieron representadas la Escuela Politécnica de Belmez, las facultades de Ciencias, Filosofía y Letras y Ciencias de la Educación y dos centros de investigación: El Instituto Maimónides de Investigación Biomédica (IMIBIC) y el Instituto Universitario de Investigación Biomédica y Nanoquímica (IUQFN).

A lo largo de la mañana, la actividad recibió la visita de los responsables de estas facultades, la vicerrectora de Investigación de la UCO, María Teresa Roldán Arjona, y el rector de la institución universitaria, José Carlos Gómez Villamandos, quienes una vez más destacaron su apuesta decidida por la ciencia y la divulgación como motor de la sociedad.
Durante toda la jornada, los asistentes pudieron realizar ‘in situ’ diversos experimentos y comprobar por ellos mismos los resultados obtenidos. También pudieron atender a explicaciones científicas que responden a preguntas cotidianas y que muestran hasta qué punto la ciencia está presente en el día a día.

De esta forma, se pudieron realizar talleres relacionados con la construcción sostenible, la batería de los móviles, la polarización de la luz, los cambios en el PH, la leyes de Mendel, la carga microbiana en las huellas dactilares, muestras de polen en el aire o diversas reacciones químicas. Los asistentes también pudieron realizar visitas virtuales en 3D por el valle del Alto Guadiato, experimentos con tinta medieval e incluso tocar réplicas exactas de cráneos de antepasados del Sapiens.

La participación de la Universidad en esta actividad forma parte del V Plan Anual de Divulgación Científica de la Universidad de Córdoba, que coordina la Unidad de Cultura Científica y de la Innovación con la colaboración del Ministerio de Economía, Industria y Competitividad y la Fundación Española para la Ciencia y la Tecnología (FECYT).

Compartir