Tramitadas más de 25.200 solicitudes de becas en el curso 2016/17
1.000 becas para realizar prácticas EPES. / Foto: www.aulamagna.com.es

Alba Cardenas

Alba Cardenas

DiagonalCQ

Diagonal

Dobuss

CBN.  La Delegación Territorial de Educación de la Junta de Andalucía en Córdoba ha tramitado en el curso 2016/2017 más de 25.200 solicitudes de becas, entre las que destacan las convocadas por la Junta, y que son la Beca 6000, la Beca Segunda Oportunidad y la Beca Adriano, así como las ayudas individualizadas de Transporte Escolar, y por otra parte la convocatoria de Necesidades Específicas de Apoyo Educativo y la de Convocatoria General por parte del Ministerio de Educación, Cultura y Deporte.

Al respecto, el objetivo de dichas becas es garantizar el acceso a la educación para aquellas personas que por sus circunstancias personales, familiares, sociales o económicas no puedan disfrutar de ella en igualdad de condiciones.

En una nota, la delegada territorial de Educación de la Junta en Córdoba, Esther Ruiz, ha destacado el programa de becas del Gobierno regional y “cómo supone una herramienta muy valiosa para propiciar la permanencia en el sistema educativo de los alumnos y alumnas andaluces e incentivar su esfuerzo y capacidad”.

Así, ha asegurado que “desde la Delegación de Educación tenemos claro que, independientemente de donde viva el alumno, podrá acceder al sistema educativo, en igualdad de oportunidades”.

Asimismo, Ruiz ha señalado que gracias al compromiso de la Junta con el sistema de becas establecido en la comunidad autónoma, “las solicitudes del curso 2016/2017 se encuentran ya tramitadas, resueltas y pagadas en su mayoría”.

En este sentido, la delegada de Educación ha aseverado que “la Junta de Andalucía permite el acceso al sistema educativo a todo el que quiera a través de un sistema de becas único en España”.

Según ha detallado, “gracias a la Beca 6000 se garantiza en Andalucía la permanencia en el sistema educativo del alumnado de primer y segundo curso de bachillerato y de ciclos formativos de grado medio de formación profesional”.

Los objetivos de esta beca son claros: por un lado, prevenir el abandono prematuro de este alumnado y lograr su continuidad y éxito dentro del sistema educativo, sirviendo de aliciente y estimulo y, por otro, paliar la merma de ingresos que se produce en la familia como consecuencia de la no incorporación del alumnado al mercado de trabajo. En el curso 2016/2017, la Beca 6000 ha recibido más de 3.600 solicitudes.

Adriano y la segunda oportunidad

La Beca Adriano está también íntegramente financiada por la Junta. Su objetivo es atender desde el punto de vista educativo y económico las necesidades del alumnado que no obtenga la condición de beneficiario y quede excluido de la convocatoria de becas y ayudas al estudio de carácter general para estudios postobligatorios no universitarios del Ministerio de Educación, por el único motivo de no haber alcanzado la calificación establecida por dicho Ministerio para obtener una beca.

Así, “la Junta evita la exclusión y el abandono educativo ligado a los recursos económicos de la unidad familiar, evitando una diferenciación no justificada en el tratamiento del rendimiento académico exigido al alumnado en general y al alumnado beneficiario de becas o ayudas, y favoreciendo la continuación de todo el alumnado en los de estudios postobligatorios”, ha defendido.

Se encuentra dirigida al alumnado que curse en modalidad presencial Bachillerato, 2º curso de Ciclos Formativos de Grado Medio, Ciclos Formativos de Grado Superior, Enseñanzas artísticas profesionales y superiores y Enseñanzas deportivas.

En el curso 2016/2017, la Beca Adriano ha sido solicitada por más de 1.200 personas. Mientras, la Beca Segunda Oportunidad está dirigida a las personas de edades comprendidas entre los 18 y los 24 años de Andalucía que hayan abandonado el sistema educativo sin haber obtenido alguna titulación de educación secundaria obligatoria o educación secundaria postobligatoria.

Su finalidad es compensar la ausencia de ingresos como consecuencia de la dedicación de la persona solicitante al estudio, facilitando la reincorporación a los estudios para una preparación mayor que posibilite su acceso de nuevo al mercado laboral. En el curso 2016/2017, la Beca Segunda Oportunidad ha recibido 175 solicitudes. Y en las ayudas individualizadas de Transporte Escolar han sido más de mil solicitudes las recibidas en la Delegación Territorial de Educación de Córdoba, y son ayudas para financiar los gastos de transporte del alumnado que está obligado a desplazarse fuera de su localidad de residencia, por inexistencia, en la misma, de la etapa educativa correspondiente, o que resida en núcleos dispersos de población o en edificaciones diseminadas, así como para los que entre su domicilio y la parada establecida de la ruta escolar más cercana el desplazamiento sea superior a dos kilómetros.

Renta y patrimonio familiar

Por otro lado, las ayudas al estudio relacionadas con los umbrales de renta y patrimonio familiar están reguladas por el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte, que establece convenios de colaboración con las comunidades autónomas para que éstas puedan realizar las funciones de tramitación, resolución y pago. La Junta de Andalucía desde el curso 2009/2010 celebra dichos convenios de colabora

ción en virtud de los cuales realiza dichas funciones. En este sentido, en el curso 2016/2017, la Delegación de Educación de Córdoba ha tramitado más de 16.900 solicitudes en la Convocatoria General del Ministerio de Educación, Cultura y Deporte.

Cabe señalar dentro del programas de becas, las ayudas para el alumnado con Necesidad Específica de Apoyo Educativo, que tienen como objetivo dar ayudas para determinados apoyos y atenciones educativas específicas asociadas a altas capacidades, discapacidad o trastornos graves de conducta del alumnado beneficiario.

En el curso 2016/2017, esta beca ha tenido más de 2.200 solicitudes.

 

Compartir