El cordobés Paco Morales, del restaurante Noor, logra una nueva estrella Michelin

Se le considera uno de los restauradores con más proyección en la gastronomía española actual

CBN. El chef cordobés Paco Morales, propietario del restaurante Noor, localizado en el barrio de Cañero, ha logrado en la noche de este miércoles en Gerona el ansiado galardón al que todo restaurador aspira, como es una estrella Michelin.

Paco Morales  Michelin
Paco Morales, nueva estrella Michelin / Actualidad Gastronómica

En su restaurante Noor, Paco Morales reinterpreta por primera vez la gastronomía andalusí en clave de alta cocina, tras pasar por los fogones de El Bulli, Mugaritz, Hotel Hospes Madrid (Senzone) y hacerse cargo del restaurante del Hotel Ferrero en Bocairent (Valencia), donde obtuvo una estrella Michelin,  hasta decidir en marzo de este año abrir su nuevo restaurante Noor.

Este es el segundo restaurante cordobés en obtener una estrella Michelin, después de la obtenida por Kiko García en  Choco, y el tercer restaurador en conseguirla, si sumamos a Celia Jiménez, si bien Paco Morales ya consiguió su primera estrella Michelin en Valencia.

Hay que decir que Paco sobre todo es un erudito y estudioso de la cocina.

En este sentido ha realizado un estudio histórico sobre el recetario, las tradiciones culinarias y los productos de la Córdoba árabe para crear un repertorio que prescinde de los alimentos traídos del Nuevo Mundo que llegó a presentar  en el último Congreso Halal.

La proyección que está consiguiendo para la gastronomía cordobesa también se ha extendido a Norteamérica.

Hace unas semanas informábamos que el prestigioso diario neoyorquino The New York Times llevaba a la primera página de su sección de Estilo y Tendencias la cocina de Paco Morales.

Bajo el titular ” En España, recuperando platos que desaparecieron en 1236″, destacaba la labor del chef cordobés por recuperar la tradición de la cocina árabe imperante en Córdoba en el siglo XIII.

Tres años de investigación en el pasado culinario de su ciudad natal, han dado lugar a tres menús degustación, con ingredientes como las naranjas amargas y platos como el pepino con menta y el queso libanés o Skanklish, un tipo de queso de leche de oveja; flan de piñones, melón primavera, erizo de mar subsahariano y orégano fresco; y pequeñas tartas de queso llamado furniyya, con sabor a algarrobo.

Enhorabuena Paco por tu profesionalidad, perseverancia y difusión de la cocina de esta milenaria ciudad

 

Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.