Expertos de trasplantes pulmonares revisan en Córdoba los últimos avances en estas invervenciones

El Hospital Reina Sofía efectuó el pasado año su primera operación quirúrgica pulmonar de donación en asistolia.

Trasplante de pulmón.
Trasplante de pulmón.

Redacción. El Hospital Reina Sofía en Córdoba organiza el I Simposio Internacional sobre trasplante pulmonar, al que asisten cerca de medio centenar y cuenta con la intervención de figuras de máximo nivel, como el caso de Stig Steen procedente de Suecia, una de la principales autoridades en el ámbito de la preservación y trasplante pulmonar, presentación cardíaca y reanimación que incluso cuenta con una nominación al Premio Nobel de Medicina.

Entre los especialistas asisten cirujanos torácicos, neumólogo, coordinaciones de trasplantes, cirujanos cardiovasculares y anestesistas, fundamentalmente. El trasplante pulmonar de donantes en asistolia y la percusión pulmonar ex-vivo son algunas de la cuestiones a debatir en esta reunión internacional que forma parte de la programación científica del 40 aniversario del Hospital Universitario Reina Sofía.

Recientemente, Andalucía ha registrado su trasplante pulmonar número 500 gracias a la generosidad de la población, cada vez más solidaria con la donación de órganos. Además del esfuerzo de los profesionales por superarse cada día con la incorporación de nuevos tratamientos que mejoran la calidad de vida de las personas trasplantadas.

El programa de trasplante pulmonar en Andalucía arrancó en el otoño de 1993 en el Hospital Reina Sofía de Córdoba. A día de hoy se ha realizado en el complejo sanitario cordobés unos 505 trasplantes pulmonares. La actividad ha ido en progresivo aumento, trasplantándose en este periodo 458 adultos y 47 niños. La media de edad global del receptor ha sido de 44 años. En adultos, la causa más frecuente del trasplante pulmonar es la Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica y fibrosis quística representando ambas cerca del 60% del total de las indicaciones, seguido de la neumopatía intersticios (25%). Por su parte, en la edad pediátrica, la fibrosis quística es la principal causa del trasplante.

El pasado año en el Hospital Reina Sofía de Córdoba efectuó su primer trasplante pulmonar de una donación en asistolia. Esta modalidad se basa en la donación que procede de una persona que fallece en un centro hospitalario por el cese irreversible de la función cardiorrespiratorio. El periodo de hospitalización de los pacientes trasplantados es prolongado en comparación con otros trasplantes de órganos sólidos.

Su recuperación hasta conseguir integrarse en las actividades rutinarias de su vida requiere un programa de entrenamiento ambulatorio bajo la tutela de rehabilitadores y fisioterapeutas, de duración variable entre uno y tres meses. Los pacientes que acaban de recibidor unos nuevos pulmones les cambia la vida de forma radical, ya que pasan de la imposibilidad de desarrollar cualquier actividad de la vida cotidiana a llevar una vida plena, siempre que no se abandone el tratamiento y sigan hábitos de vida saludables.

Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.