Padres y deportistas solidarios vencen por goleada al autismo en el Ultradesafío 160 kms Sevilla-Córdoba

Se estima que 1 de cada 100 recién nacidos padecen autismo, habiéndose incrementado alarmantemente esta proporción en la última década.

Desafío Autismo
Participantes en el Desafío

CBN. Varios corredores, unos a pie y otros en bicicleta, han logrado culminar con éxito hoy una carrera de 160 kilómetros entre Sevilla y Córdoba para defender los derechos de las personas con autismo. La asociación Autismo Córdoba había organizado esta iniciativa, a propuesta de uno de sus socios y padre de un niño con autismo, el cordobés Antonio Navarro Olivares. La actividad se ha denominado “Ultradesafío por los derechos de las personas con autismo: 160km Sevilla-Cordoba” y en su realización han colaborado Autismo Sevilla, la Fundación Cajasur, el colegio Santo Ángel y los clubes de atletismo Corduba Trail, club deportivo El Pozo, Correcaminos Trail Córdoba y amigos del coche escoba. Además, varios padres de la asociación de Autismo Córdoba han apoyado la actividad logísticamente en los avituallamientos. Junto a Antonio Navarro han hecho este recorrido otros tres corredores a pie (Pablo Encinas, Rafael García y Juan Rafael García) y otros cuatro en bicicleta ((Cristóbal Cazorla, Miguel Ángel Olmo, Pablo Sarmiento y Miguel Ángel López –estos dos últimos psicólogo y presidente de Autismo Córdoba, respectivamente).

Al finalizar el reto solidario el impulsor del mismo Antonio Navarro, muy emocionado tras 30 horas de carrera, quiso recordar una frase del cantante Macaco, que a él le viene muy bien en los días difíciles que a veces se presentan cuando uno tiene que estar al cuidado de una persona con trastorno del espectro autista. “El mundo de los sueños no tiene techo”, apuntó Navarro. Además la madre de Antonio leyó un manifiesto, escrito por Ana Luengo (una conocida escritora sobre autismo), recalcando todas las necesidades que requieren los niños y mayores con autismo y pidiendo que “la diversidad forme parte de nuestro mundo, de nuestro mundo azul, el color del autismo. Para ello, necesitamos personas que nos acompañen y administraciones que doten los recursos que requerimos”.

La carrera comenzó a las 10 de la mañana del sábado, partiendo de la sede de Autismo Sevilla y terminó la tarde del domingo (sobre las 14.00 horas) en Córdoba, donde los corredores fueron recibidos en las instalaciones del colegio Santo Ángel. En total, 30 horas de deporte solidario y esfuerzo extremo. La directora del colegio Santo Ángel, Milagros Crespo, agradeció que por segunda vez esta carrera haya finalizado en este centro, donde están inscritos varios alumnos con autismo. Por su parte, el presidente de Autismo Córdoba resaltó “los momentos tan emocionantes vividos durante la carrera, a pesar de las lesiones, del esfuerzo y del cansancio. Este reto ha tenido un mérito impresionante”.

“Hace justo dos años se llevó a cabo una actividad similar entre Jaén y Cordoba, llamada “Autismo sin mitos” y creemos que es el momento de volver a concienciar, mediante este tipo de evento, a la sociedad sobre la existencia del trastorno del espectro autista y sobre el hecho de que en la provincia de Córdoba hay entre seis y siete mil las personas que presentan TEA”, señaló Miguel Ángel López, presidente de Autismo Córdoba.

“Como asociación de padres tenemos el deber de dar visibilidad al trastorno de espectro autista, para que se conozca y se respete, ya que las personas que lo tienen son luchadoras natas y todos los días intentan superarse y tratar de entender el complejo mundo que nos rodea. A pesar de este esfuerzo, aún queda mucho trabajo por hacer, varios campos de trabajo, como es el caso de velar por los derechos de estas personas. Observamos a diario que no se cumplen las ratios en las aulas educativas que acogen a niños y adolescentes con autismo, que no se les adaptan los materiales de estudio o que son objeto de rechazo o acoso. Otra asignatura pendiente es la incorporación al mundo laboral de las personas con autismo y no vale como excusa que estamos en crisis. Tanto en la escuela como en los hospitales se debe conocer este trastorno que es cada vez más común. Pues hace apenas una década se conocía que había 4 personas con autismo de cada 10.000 recién nacidos y ahora ya nos encontramos con 1 por cada 100 aproximadamente”, expuso Miguel Ángel López.

“Con este reto deportivo solidario queremos visibilizar al máximo este trastorno, planteando la necesidad de que lo más importante es que se mejore la realidad de las personas con TEA y que se les proporcionen los máximos recursos para que pueden desarrollarse y tener una calidad de vida y autonomía cada vez mayor”, añadió el presidente de Autismo Córdoba”.

Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.